¿Cómo saber qué estudiar?

Tener que decidir qué carrera seguir no es una tarea sencilla y la responsabilidad de no saber qué estudiar puede llegar a sentirse como algo muy agobiante. Sin embargo, esto no tiene por qué ser así. En este artículo en colaboración con CursosyCarreras te mostraremos algunos pasos que puedes tomar para descubrir qué estudiar. ¡Sigue leyendo!

 

¿Qué hacer cuando no sabes qué estudiar?

A muchos estudiantes les sucede que viven una gran incertidumbre al momento de elegir una carrera. Si este es tu caso, ¡no tienes que preocuparte! Existen muchas herramientas que te ayudarán a comprender lo que quieres estudiar.

 

Hoy en día contamos con una gran cantidad de ofertas académicas que dictan las universidades, los institutos profesionales y los centros de formación técnica. Al ser tan amplia la oferta, el proceso puede resultar un poco desconcertante.

 

A continuación detallamos algunos de los pasos que puedes seguir para salir triunfante de la incertidumbre.

 

Realiza un trabajo reflexivo

Antes de empezar a pensar en estudiar una carrera, lo primero que debes hacer es un trabajo de introspección para conocerte a ti mismo. A partir del autoconocimiento y de entender realmente tus deseos, tendrás una buena base para comenzar este proceso.

 

¿Cuáles son mis intereses?

Puedes empezar preguntándote qué es lo que te interesa en la vida. ¿Qué es lo que realmente te apasiona y te hace feliz? ¿Cuáles son las actividades que más disfrutas hacer? Esto te podrá servir de puntapié para definir tu personalidad, y así las profesiones que se afinen con tu perfil.

 

¿Qué habilidades tengo?

Ahora bien, si ya tenemos en claro qué es lo que nos motiva, el próximo paso está vinculado a pensar acerca de nuestras habilidades. Las habilidades son las capacidades o destrezas naturales que tienen las personas para realizar alguna tarea específica. Algunas de las preguntas que te puedes hacer son: ¿En qué actividades soy realmente bueno? ¿Cuáles son las cuestiones en las que me destaco? ¿Me considero una persona analítica o creativa? ¿Tengo una personalidad sociable o más bien reservada?

 

Conocer tus destrezas y debilidades es un excelente punto de partida para pensar en tu futura profesión.

Investiga tus opciones

Cuando tengas una idea más clara sobre tus intereses y habilidades, llega el momento de pensar en tus preferencias y las opciones reales con las que cuentas.

 

Por ejemplo: ¿Quieres estudiar de forma online o presencial? ¿Prefieres cursar una carrera profesional o técnica? ¿En qué tipo de institución académica? ¿Cuentas con el dinero suficiente para hacerlo?

 

Parecen preguntas básicas, pero al analizar estas cuestiones verás que tu lista de opciones se reduce ya que cada posibilidad va a modificar tu experiencia académica. A medida que lo definas, es recomendable realizar un listado con toda la oferta que te interese para que puedas investigar cada caso en particular.

 

 

Piensa dónde te gustaría trabajar

Si estás interesado en seguir una carrera universitaria o técnica, lo más probable es que te interese desarrollar tus saberes de forma profesional. Entonces, otra de las grandes cuestiones a considerar es el campo laboral. Por un lado, tenemos que tener en cuenta nuestra vocación, pero por otro es importante conocer el nivel de empleabilidad de la carrera de tu elección para no llevarte sorpresas a futuro.

 

¿De qué te gustaría trabajar? ¿En dónde? ¿Prefieres un trabajo de oficina o te quieres alejar del computador? ¿Te interesa trabajar en equipo? ¿Qué tipo de experiencias quisieras vivir en el ambiente laboral? ¿Qué buscas de un puesto de trabajo? ¿Es importante el salario para ti? ¿Quieres ser independiente o trabajar en una empresa?

 

En nuestra vida adulta, el lugar de trabajo es donde más invertimos nuestro tiempo. Por eso es súper importante que pienses a futuro ya que eso determinará tu calidad de vida profesional.

 

Haz un test vocacional

Si aún no tienes en claro las cuestiones que describimos anteriormente, puedes recurrir al test vocacional. El test tiene como objetivo exponer las habilidades y capacidades de la persona que lo realiza. Además, gracias a él puedes explorar los intereses y deseos que tal vez no tengas tan en claro.

 

EduMatch es más que un test vocacional, es una herramienta gratuita y online que te permite vincular tu perfil con diversas profesiones y ofertas académicas. En tan solo cuatro sencillos pasos podrás obtener resultados concretos sobre tus habilidades y capacidades.

 

Es tan fácil como responder una serie de preguntas sobre tus preferencias académicas y tus intereses. Con el resultado obtenido, el sistema te presentará las carreras que mejor se adecúen a tu perfil. Además, tendrás la posibilidad de recibir información al instante sobre las mismas y realizar todas las consultas que necesites.

 

 

¿Has encontrado tu vocación?

¿Ya tienes una idea sobre qué estudiar? Entonces te compartimos algunos indicios que podrían ayudar a darte cuenta si has encontrado tu vocación. Presta mucha atención así los distinguirás con mayor facilidad.

 

El factor tiempo

Cuando realizas una actividad que disfrutas mucho, es probable que el tiempo pase muy velozmente. Si notas esto con alguna de tus ocupaciones, entonces es probable que estés frente a tu vocación.

 

El aprendizaje es natural

Otra de las cuestiones a tener en cuenta es la facilidad con la que puedes aprender alguna disciplina. Si notas que estudiar algún tema en particular o realizar cierta actividad te resulta natural y la disfrutas, entonces es probable que lo puedas aprender de forma profesional sin dificultades. Ten en cuenta esas tareas que realizas con naturalidad ya que podrían ser una pista sobre tu vocación.

 

La forma en que te presentas

A menudo, las personas se presentan según la profesión que ejercen o los talentos que tienen. Por ejemplo, puede ocurrir que un egresado en marketing se identifique como un escritor. Esto puede ser porque lo que más disfruta es escribir o porque ha publicado notas en blogs o tal vez editado algún libro. Si te identificas con algún rol en particular, más allá de la carrera que hayas elegido, podría ser una señal de tu identidad y vocación.

 

Trabajar y disfrutar

Como vimos recientemente, el trabajo es el lugar al cual le dedicaremos la mayor parte de nuestras horas. La profesión nos acompañará en todos los aspectos de nuestra vida. Si encuentras un campo laboral en el que te sientas cómodo, lo disfrutes y experimentes la sensación de superarte a tí mismo, entonces ¡es muy probable que tu vocación se encuentre allí mismo!

 

En Conclusión

Decidir qué estudiar no es una tarea sencilla si no tenemos en claro nuestras aspiraciones e intereses. Ahora que ya sabes qué pasos puedes seguir para encontrar tu camino solo queda ponerte en acción. Empieza de a poco y pronto descubrirás cuál es tu verdadera vocación.

Contenidos IPP

Contenidos IPP

¡SÚMATE!

Recibe a IPP en tu email con contenido exclusivo.