7 Principios Ágiles para estudiar online

Ágile es una filosofía que propone una forma diferente de trabajar y organizarse.  Se trata de un sistema de trabajo que está cambiando el desarrollo de proyectos de muchas empresas, entre ellas, Google, Amazon o Microsoft. 

 

La clave de su éxito es que gracias a esta filosofía, logramos organizar y repartir el trabajo de una manera rápida y flexible, que funciona para cualquier proyecto que estemos desarrollando. 

 

Si estás empezando a estudiar online y necesitas organizarte mejor, aplica estos 7 principios y desarrolla una mirada “ágil”.

 

1. Simplifica tus procesos

Esta es la regla fundamental del "Agilísimo". Lo que puedas hacer sencillo no lo hagas complicado. Siempre hay una forma directa de hacer las cosas. 

 

📌Por ejemplo: no esperes a tener todos los apuntes impresos o tus carpetas organizadas para empezar a estudiar y tampoco a tener el tiempo ideal para hacerlo. 

Si tienes 30 minutos mientras viajas, ¡bienvenidos sean! Una lectura rápida de tus apuntes nunca va a restar.

 

Luego, poco a poco, iremos mejorando el proceso, pero lo primero es empezar a cultivar resultados.

 

2. Mejora en base a la experiencia previa

Ahora que te hiciste el tiempo para estudiar, vamos a mejorar el proceso. Las repeticiones o iteraciones son parte del agilismo y también pueden ser muy útiles al estudiar online. 

 

Cada vez que volvemos a hacer una tarea, aprendemos y hacemos pequeñas correcciones en base a experiencias pasadas, añadiendo funcionalidad. 

 

Tips para estudiar online: 

  • Dedica tiempo de calidad a tus estudios. 
  • Busca espacios tranquilos, donde puedas concentrarte sin interrupciones y sacar el máximo provecho. 
  • Crea rutinas que potencien tu concentración. 
  • Haz apuntes, resalta ideas o conceptos importantes, organiza resúmenes o cualquier recurso que conozcas y te sirva. 

Hazlo de a poco y sin presionarte. Día tras días, y en base a tu experiencia anterior, podrás incorporar una organización más compleja. 

 

3. Una tarea a la vez

Para algunos, el multitasking no funciona y está bien. De por sí el día a día suele ser complicado, por eso es mejor que te enfoques en una sola cosa a la vez. 

Llevar múltiples tareas en paralelo puede retrasar los resultados que esperas, te hace perder tiempo y aumenta la probabilidad de error.  

 

📌Lograrás mayor productividad encontrando foco y dedicando el tiempo que tengas a una sola asignatura, tarea o trabajo

 

¡Eso sí! Silencia las notificaciones del celular y procura estar realmente presente hasta terminar lo que te hayas propuesto. Evita dejar varios frentes abiertos. 

 

Descarga la infografía con 7 Principios Ágiles para estudiar online

 

 

4. Dividir las tareas

De cara a un apunte de 200 páginas o un entregable extenso, la estrategia que mejor funciona es ¡dividir!

 

Si troceamos ese “gran pastel” de actividades en pequeñas porciones, las convertimos en subtareas. De esta manera, convertimos el trabajo en un proyecto más realizable. Al ir solventando una a una las subtareas, nuestra motivación aumentará y nuestra actitud será mucho más positiva.  

 

5. Mide diariamente los objetivos

Para saber que lo estamos haciendo bien, lo que podemos mejorar y dónde necesitamos hacer más esfuerzos, tenemos que medir el cumplimiento real de los objetivos que nos hemos marcado.

 

¿Cómo? Haz una lista de tus tareas diarias o planifica tu semana. En la medida en que avances, ve tachando las tareas finalizadas. Al final del día, tendrás una idea de los logros alcanzados, según tus objetivos diarios. 

 

6. Adaptación al cambio

Estudiar online significa adquirir y desarrollar nuevas competencias digitales. La educación mediada por la tecnología avanza y tú necesitas abrirte a nuevas formas de aprender e interactuar con compañeros y docentes. 

 

Aprender a “navegar” por esta experiencia digital, con entusiasmo y sin resistencias, de seguro te abrirá el camino a una carrera exitosa con competencias que el mundo laboral busca en los perfiles profesionales de hoy. 

 

7. Mirada puesta en los cambios

Alinea cada pequeña acción que emprendas a la meta que quieres conseguir. Puedes preguntarte en cada tarea que comienzas si lo que estás haciendo te acerca a los resultados que pretendes obtener a largo plazo. 

 

Define tus objetivos, escríbelos en un post-it y mantenlos en un lugar visible para ti. Por ejemplo: terminar tu carrera, mejorar tus condiciones laborales, obtener tu título. 

Estudiar una carrera online no es fácil, pero sí posible, porque los horarios y rutinas los pones tú. 

 

Si quieres llevar estos 7 principios ágiles a donde vayas, ¡descarga esta infografía que hicimos para ti! Repásalos, practícalos y aplícalos en cualquier proyecto que emprendas. 

 

Descargar infografía

 

Contenidos IPP

Contenidos IPP

¡SÚMATE!

Recibe a IPP en tu email con contenido exclusivo.